Una hernia que molesta

Una hernia que molesta

Después del partido el diagnóstico indicaba un golpe y una molestia muscular, pero ayer se hizo estudios médicos y se sumó algo más: Lucas Villarruel padece una hernia inguinal bilateral y no se sabe si podrá jugar el lunes a partir de las 19.05 ante Defensa y Justicia.

La lesión en sí misma no le impide competir y por eso la situación del mediocampista se resolverá en función del dolor que sienta en las próximas horas. Mientras tanto, hoy a la mañana en Teléfonos entrenó diferenciado junto a Rodrigo Caballuci y Luis Vila, dos profesionales que no estarán en Florencio Varela ya que se recuperan de una entesitis y una distensión muscular respectivamente.

Quien sí entrenó con pelota junto a sus compañeros fue Sergio Ojeda, aunque su situación respecto a la próxima fecha sigue siendo una incógnita: el desgarro del defensor ya es historia pero la inactividad de estas semanas le impidió participar en la práctica de fútbol de ayer.

Sin indicios sobre el posible equipo titular que enfrentará al Halcón, el equipo de Forestello volverá a entrenar mañana a la tarde a puertas cerradas en el predio. El sábado temprano la práctica será abierta y el domingo en el Carminatti, previo al viaje a Buenos Aires, será el último ensayo nuevamente sin acceso para la prensa y el público.

(Cubrió: Nazareno Montecchia.)

Comentarios

comentarios