MORÓN 1-0 OLIMPO: DE GALLOS, LOBOS Y OTRAS ANIMALADAS…

MORÓN 1-0 OLIMPO: DE GALLOS, LOBOS Y OTRAS ANIMALADAS…

Con errores propios que condicionaron el juego y ajenos que definieron el resultado, Olimpo perdió en la cancha de Morón y deberá el desenlace del partido Santamarina-Plantese para saber hasta qué punto se complicaron las chances de permanecer en la B Nacional.

Las falencias propias explican el desarrollo de un juego que no fue favorable para el Aurinegro a lo largo de 90 minutos, pero el doble yerro de los árbitros en las jugadas más importantes de la tarde fueron las que en definitiva establecieron el resultado final. Entonces no queda otra que analizar lo ocurrido empezando por el desenlace, aunque hasta que se escribieron estas líneas todo el país futbolero ya se enteró y difundió lo ocurrido: por un lado, el único gol del partido fue convertido tras una asistencia con la mano. Y por el otro, al equipo de Broggi le anularon injustamente un gol en tiempo de descuento.

El 1-1 que no fue es el error más grosero de los dos porque además de un descuido, como podría interpretarse a la mano no observada antes, en este caso incluyó una negligencia del juez principal. El asistente Mauricio Flores levantó su banderín por un offside de Graciani que no existió por dos motivos: el jugador no estaba adelantado y además la acción se originó en un rechazo de un defensor. Y el árbitro Luis Lobo Medina, con la potestad de hacerlo y desde una posición inmejorable para ver cómo había sido la jugada, no rectificó el fallo. No estuvo atento en primera instancia y se equivocó peor luego, porque hubiera bastado un breve diálogo entre Lobo Medina y Flores para repasar los hechos y convalidar el gol.

Más allá de cualquier referencia a lo táctico o estratégico, al fútbol en su estado puro, Olimpo perdió por estas dos injusticias que lo perjudicadon. Pero el rendimiento colectivo no fue bueno y la clave para revertir esta situación en los próximos dos partidos es corrigiendo esos aspectos. 

Olimpo le reclama al asistente. Lobo Medina dispersa la protesta, pero no rectifica un fallo insólito.

Al equipo de Broggi le costó unos minutos cubrir los espacios de un campo de juego de grandes dimensiones. Superado ese inicio los ataques del local pudieron ser neutralizados, pero con la pelota en los pies hubo falencias que no se corrigieron a lo largo de toda la tarde. Imprecisiones o ansiedades individuales, así como falta de asociación colectiva, impidieron aprovechar algunas invitaciones defensivas del Gallo durante el primer tiempo.

En el segundo la postura del local fue más cautelosa pero efectiva. Con menos gente volcada al ataque, la estrategia fue lanzar desde lejos y complicar a una dupla de defensores centrales que, con Olimpo adelantado en el campo, debía proteger más metros que antes del descanso. De esa manera Morón forzó algunas aproximaciones y entre ellas la del gol que, mano mediante en su resolución, se inició con una peinada en la medialuna del área en una acción que en principio no insinuaba riesgo.

Los ingresos de Graciani y Vidal permitieron que el Aurinegro ganara terreno, pero nada más. Ni el Tano ni la Pulga, frescos y aptos por condiciones técnicas, pudieron darle a la pelota un destino más fluido que sus compañeros. El cambio de dibujo a un 4-3-1-2 permitió que Vega y Llambay se juntaran por izquierda, pero sin otros socios los intentos siguieron siendo forzados, desde uno y otro costado.

Igualmente hubo un par chances para empatar. A los 27 minutos el arquero rival falló en un centro pero el remate de Argüello fue débil. Y en tiempo de descuento, desprolijo pero insistente, el 1-1 de Áxel Rodríguez fue ahogado por una bandera que nunca debió elevarse y por un árbitro que, además de no estar atento a la jugada, tuvo tiempo de enmendar el error y no lo hizo. David Vega, el capitán de Olimpo, comentó tras el partido que Lobo Medina pidió disculpas. Pero la derrota ante el Gallo complica feo, y contra eso ya no hay cacareo que valga.

Tom Wichter

(Fotos: Emiliano Lescano.)


SÍNTESIS

Morón (1): Galván; Paredes, Racca, Mayola, Martínez; González, Nizzo, Lillo, Ramírez; Lavezzi y Pumpido. DT: Alejandro Migliardi y Sebastián Sibelli.

OLIMPO (0): Holgado; Lazo, Díaz, Sánchez, Llambay; Lacunza, De Iriondo, Vega, Coacci; Gallegos y Argüello. DT: Marcelo Broggi.

Goles: ST. 9´ González (M).

Cambios en Olimpo: ST. 19´Graciani x Lacunza, 24´Vidal x Coacci y 28´ Rodríguez x Argüello.

Árbitro: Luis Lobo Medina.

Estadio: Nuevo Francisco Urbano.

Comentarios

comentarios