¡Feliz año, Aurinegros!


Entre buenas y malas, el 2018 dolió y la mejor noticia es que terminó. Ni frase hecha ni romántica: el deseo para el 2019 es el de un Olimpo unido porque, quedó demostrado, es el único camino posible. ¡Feliz año, Aurinegros!

Comentarios

comentarios